Vuelve la Miró, un jardín para todos

A partir del 12 de junio de 2020

torna la miró un jardí per a tothom

© Fundació Joan Miró. Foto: Pep Herrero

«Una arquitectura abierta, radiante, centrada en la visión del arte y en la contemplación de la naturaleza: un jardín para todos.»
Joan Miró

Para Miró, como para otros muchos artistas, las situaciones de crisis eran un estímulo y un reto para ir más allá. Y en este ir más allá, la contemplación y comprensión de la naturaleza fueron a menudo motivo de inspiración. A veces por la simple transposición realista en la tela (los paisajes de Mont-roig, viñedos, olivos o dibujos al natural), a veces como comunión y absorción intensa de todos los elementos del paisaje (como La Masía), y a menudo como punto de partida para explorar nuevos caminos (como la escultura).

El binomio arte y naturaleza siempre ha estado muy presente a la Fundació Joan Miró: por su ubicación en el Parque de Montjuïc -escogida especialmente por Miró y Sert-, por la presencia de árboles como el algarrobo y el olivo, que conectan al artista y a su obra con paisajes emocionalmente muy importantes para él -Mont-roig y Mallorca respectivamente-, y por la capacidad transformadora que la naturaleza tiene en el espíritu de Miró.

© Fundació Joan Miró. Foto: Pep Herrero

El próximo 10 de junio se cumplen 45 años de la apertura de la Fundació Joan Miró. Ahora, queremos volver a abrir las puertas con este mismo espíritu de comprensión y contemplación de nuestro entorno, de la naturaleza y de los pequeños detalles para que nos ayuden a conectar con la esencia de las cosas.

La Miró abre las salas del museo (la Colección y las exposiciones temporales), los patios y las terrazas. Un itinerario libre, de observación de la naturaleza dentro del recorrido del museo y de contemplación del entorno. El edificio está integrado en la naturaleza, en medio de una vegetación que entra en el museo y forma parte de él. El contacto con el arte y la naturaleza en un solo espacio nos ayuda a estar bien y nos permite volver a vivir una experiencia cultural en un contexto sano y seguro.

© Fundació Joan Miró. Foto: Pep Herrero

Joan Miró se asimiló con su entorno y sus paisajes hasta desprenderse de él mismo, hasta transcender la individualidad, dejar de ser Miró, y -a través de su obra-fusionarse con el mundo. Es por eso que su obra es tan universal y accesible a todos los públicos, porque no hay que leerla desde un punto de vista estrictamente formalista, en relación a un movimiento o a una generación, sino que la obra y el pensamiento de Miró -como dijo él mismo- nos «liberan el espíritu» y nos ayudan a poder ver y entender el mundo y a entendernos a nosotros mismos.

Ya podéis volver a la Miró, descubrir a pie su entorno y conectar con el arte y la naturaleza.

¡Bienvenidos de nuevo!